martes, 12 de junio de 2012

Cincuenta

Antes de ser poeta MBC fue periodista. Él mismo lo dijo en alguno de sus talleres de periodismo extremo con los que recorrió el país: los periodistas se hacen en los periódicos, a chingadazos y mentadas de madre, abusando de uno mismo. Pero después de ese proceso el periodista se acuerda que gana un poco más del mínimo y que necesita más. MBC casado y esperando un hijo le rascaba a los pasados y presentes incómodos de algunos diputados, les hacía llegar "la nota" que enviaría unas horas después a varios medios de comunicación. Recibía la llamada del diputado desesperado, lagrimeando a moco tendido, pactaban una cantidad y era la esposa la que entraba como visitante conocida al congreso a recibir el cheque.