lunes, 21 de mayo de 2012

Cuarenta y cinco

La mujer le escribió a ese ex novio, a ese hombre de ciudad lejana que tenía. Ella no estaba enamorada de él, pero él de ella sí. Ella lo sabía, pero esa relación a ella no le causaba conflicto, le parecía casi inocente. Para la mujer que había visto a su esposo suicidarse por sesión de chat ese lejano puerto seguro no lo era, aunque sabía que algo había de mal en ello que su esposo, por lo menos por ella, nunca se enteró más después de la última discusión sobre el asunto. Mejor el silencio, el bajo perfil: ojos que no ven...